mario_tierra_culebrero“El culebrero es generalmente un paisa varado (desempleado) que según dicen fuera de Antioquia, es un tipo de acento raro, que se deja crecer el pelo y haciéndose pasar por indio o del extranjero, viste en forma extravagante, siempre lo acompaña dos cajas de cartón, una donde lleva un serpiente a la cual le saca el veneno según él, para preparar la Serpentolidia y otros brevajes, pócimas y bebedizos para curar toda clase de males.
Levanta tribuna en los mercados de cualquier pueblo colombiano o en el extranjero y haciendo alarde de su labia e imaginación empieza con la siguiente perorata.” SEGUIR LEYENDO >>>

¿Raza antioqueña?

Desde fines del siglo XVIII cierto contraste entre el aire sencillo de los antioqueños y su capacidad económica hizo que los vieran al mismo tiempo con admiración y recelo. En Bogotá, a mediados del siglo XIX, se hablaba mal de los ‘judíos’ antioqueños y a fines del XIX el centralismo bogotano veía con desconfianza el federalismo paisa. Continuar Leyendo >>>

Los que marcaron la historia de Antioquia

Autor: Redacción EL MUNDO
11 de Agosto de 2013

francisco_antonio_zeaLa Independencia de Antioquia fue una realidad en 1813 gracias a la valentía e ideales de una tierra libre, de varios personajes, quienes lucharon hasta lograr el propósito que los llevó a empuñar las armas.
  Foto: Giuseppe Restrepo

José Manuel Restrepo nació en Envigado en 1781 y murió en Bogotá en 1863.
La Independencia de Antioquia fue una realidad en 1813 gracias a la valentía e ideales de una tierra libre, de varios personajes, quienes lucharon hasta lograr el propósito que los llevó a empuñar las armas. Aquí les presentamos algunos de estos próceres que quedaron para siempre en la historia de Colombia y Antioquia. SEGUIR LEYENDO >>>

UN BAILE EN MEDELLÍN

¿Conque en la tristísima, en la ascética, en la ortodoxa ciudad de Medellín se baila también? preguntará con asombro cualquier extranjero que haya visitado esta capital en sus malos días de fastidio y de monotonía. SEGUIR LEYENDO >>>

COSTUMBRES PARROQUIALES EN ANTIOQUIA

MI COMPADRE FACUNDO
Según pública voz y fama, mi compadre tiene cincuenta mil pesos mal contados, y por consiguiente es lo que se llama un gamonal, la figura conspicua de la parroquia. Es un tanto cuanto miserable, tiene sus puntas y collar de intrigante, y es un si es no es usurero; por lo demás, no tiene defecto notable. Continuar Leyendo >>>

ANTIOQUIA Y SUS COSTUMBRES

La población antioqueña es incuestionablemente la más vigorosa, emprendedora y enérgica de la Confederación Granadina. El viajero que recorre aquellas montañas áridas, aquella naturaleza desgarrada y abrupta que opone á las comunicaciones, á la agricultura, al comercio, á todas las industrias dificultades casi insuperables, no puede menos de adentrarse al encontrar en las faldas, en las hondonadas, en los riscos, por todas partes prados artificiales llenos de ganados, habitaciones cómodas y limpias, aldeas alegres y ciudades populosas. Continuar Leyendo >>>

ORACION AL ARRIERO

Señor:
Tú que me diste la sencilla alegría
De andar de madrugada en madrugada
Despertando caminos que llevan al trabajo,
Mientras sube a mis venas la tierra enamorada;
Tú que encendiste el sol encima de mis mulas
Y me diste un carriel y unas cotizas y un rústico “yesquero”
Y un arriador trenzado de paisajes
Y un pan honrado y un pan sincero;
Read More…

A MEDELLIN DESDE EL ALTO DE SANTA ELENA

Allí está Medellín, la hermosa villa,
Muellemente tendida en la llanura,
Cual una amante, tímida hermosura
Reclinada en el tálamo nupcial.
Allí está Medellín: su sol ardiente
La hace ostentar su gala y sus primores,
Y la da los fantásticos colores
Del magnífico Edén del oriental. SEGUIR LEYENDO>>>

CANCIÓN DE LA VIDA PROFUNDA

Hay días en que somos tan móviles, tan móviles,
como las leves briznas al viento y al azar.
Tal vez bajo otro cielo la Gloria nos sonríe.
La vida es clara, undívaga, y abierta como un mar.
De Porfirio Barba Jacob Read More…

EL ARRIERO DE ANTIOQUIA

De Epifanio Mejia
Es lunes por la mañana,
apenas va amaneciendo,
en el naranjo del patio
ya chillan los azulejos.
Sentado sobre una enjalma
que está doblada en el suelo,
aguarda con impaciencia
su desayuno el arriero.

SEGUIR LEYENDO >>>